espacio de e-pensamiento

sábado, 26 de septiembre de 2009

Apunte de un atardecer de otoño.
Borja Lucena Góngora

El sol de septiembre se hunde entre las ramas inciertas del atardecer. La noche se anuncia ya en señales premonitorias y acerca la amenaza de su oscura venida; las sombras se alargan, se ensanchan, engrandecen su reino quitando a las cosas su nombre. El mundo se estremece en silencio, porque toda noche parece ser la primera y puede ser la última.